domingo, 9 de septiembre de 2018

Cose tu propia bolsa de viaje con #Ikea

¡Hola a todo el mundo! No sé si os acordáis que hace unos días hicimos un haul sobre las compras de Ikea donde compré una tela para hacer unas bolsas de viaje. Como estas que ya compré y, la verdad es que me van muy bien, pero la cremallera hace mucho el tonto. 



Desmontar: 


Lo primero que hice fue desmontar una de las bolsas, descoser todas las costuras. De esta manera me quedaron todas las piezas de las cuales saqué las medidas para hacer los patrones. O no. 

Esto es un bisturí y es con lo que deshice la bolsa


Cortar: 


Lo siguiente que hice fue poner esas piezas encima de la tela. Como las había descosido ya contaba con el centímetro que tendría que dejar para la costura. Me limite a dibujar el contorno en la tela, me ayude a mantener las piezas con una de esas pesas para sujetar puertas. Y una vez pasados los contornos a las telas las corte. 

Así coloqué las piezas y con esa pesa las sujetaba


Sobrehilar: 


Ahora lo que toca es sobrehilar las piezas para que no se deshagan. En el caso que no tengáis una overlock, una máquina específica para este paso, siempre podéis hacer un zigzag con una máquina de coser normal. 

Así evito que se deshaga la pieza


Coser: 


Ahora llegó el paso más complicado para mí. Lo primero que hice fue conseguir una cremallera, esta mide unos 80 cm, me la llevé a la mercería para asegurarme que tendría suficiente cremallera nueva.


Medi la cremallera aunque me la lleve a la mercería para asegurarme que compraba una suficientemente larga

Luego empecé cosiendo el cuadrado de la parte de detrás con todo el contorno de la bolsa. Estas dos las cosí en el culo de la bolsa. Un consejo, primero hilvanar las partes rectas y luego acomodar los bordes ya que los míos son redondeados. 

Así estaba medio cosida


Mi cremallera se separa así que la abrí del todo y primero la cosí a la bolsa que ya tenía. A parte cosí la redecilla con una cinta para que me fuera más fácil coser con la cremallera. Por último añadí la otra mitad de la cremallera y el resto de la bolsa.



En definitiva creo que es mucho trabajo, me ha costado mucho más de lo que puede costar comprándolo por internet. Lo que abre el debate del low fashion versus fast fashion. En definitiva quiero que sepáis que es un trabajo que toma tiempo pero que si os gusta os va a ser muy útil.

Adriana

No hay comentarios:

Publicar un comentario