domingo, 16 de julio de 2017

Cómo conseguir que la postal llegue a su destinatario

Grabando para el vídeo de hoy me he dado cuenta que no tengo las fechas de la mayoría de postales que me han mandado. Por motivos que explico en el canal hoy no os traigo trucos para Instagram si no que os he mostrado mi colección de postales, así qué os podía mostrar en el blog? Al percatarme de ello he decidido investigar si hay algún tipo de etiqueta o protocolo a la hora de mandar postales. He leído unos cuantos blogs y os voy a explicar lo que yo hago:

Algunas de mis postales

Comprar una postal:


Hay países que es mejor que otros a la hora de encontrar postales. Por norma general cuanto más turístico es la zona más probable que encuentren postales. A mi personalmente me gustan las divertidas o las de una sola imagen muy bonita. 

Comprar un sellos:


Eso fue fantástico en Portugal porque podías comprar la postal y el sello juntos. Normalmente en las oficinas de correo puedes comprar, en Budapest, por ejemplo, tenían una oficina de postal en la zona del Castillo, una de las zonas más turísticas de la ciudad. Si no en las tiendas de tabaco también venden sellos. 

Escribir la postal:


Ahora que ya tenemos la postal y el sello ya nos podemos poner a escribir. Algo que me gusta hacer es sentarme en una terracita a escribir. En Viena se nos ocurrió escribir las postales desde el Hotel Sacher tomandonos su famosa tarda. A veces, la gente me comenta que no sabe que escribir, es tan fácil como comentar algo que nos ha recordado esa persona, explicar lo que estas haciendo ese momento, contarles una anécdota divertida que te haya pasado o simplemente mandar un fuerte abrazo. Ya solo te queda firmar. Es muy interesante apuntar desde donde estas escribiendo y la fecha. Así podréis ver cuanto tiempo tarda en llegar o quien la reciba sabrá cuando se la escribiste aunque la este releyendo dentro de veinte años. 

No te olvides de la dirección:


Me gusta que las postales sean sorpresa o, por ejemplo, en Cardiff decidí mandar una postal a una amiga a ultimo momento. Así que por Navidades hago recolección de direcciones y me las apunto en los contactos de Google, de esta forma siempre los tengo disponibles, incluso offline. También las puedes buscar por Google Maps y los códigos postales siempre los reviso en un buscador. 

Buscar un buzón desde donde enviarla:


Una vez más, desde una oficina postal se pueden mandar. Si no puedes preguntar ya sea en el hotel, en una oficina de turismo o en la cafetería que estés tomando algo mientras escribes las postales. Otra opción es, por norma general, en las estaciones de tren, buses y aeropuertos hay buzones, si no los encuentras puedes preguntar en información. Y la ultima opción, si estas hospedado en hotel puedes preguntar si los puedes dejar en recepción para que lo manden ellos. Eso depende la confianza que se tenga en el hotel.



¡Ya esta! Ahora solo toca esperar que la postal llegue sana y salva en un tiempo razonable. La cara de felicidad que me ponen cuando me mandan un mensaje que han recibido una postal mía. Y más aún cuando hay alguna anécdota divertida detrás. Si tenéis alguna duda o alguna otra sugerencia la podéis comentar más abajo. 

Adriana
Mouse5379

domingo, 9 de julio de 2017

Prima: como mejorar una foto (#PrismaIDT)

Ya sabéis mi secreto, cuando me gusta una foto pero por desgracia no se ve bien, no salgo bien, está movida, ... cualquier tontería que a veces nos pasa cuando nos ponemos quisquillosos te lo puede arreglar Prisma. Además que se hacen verdaderas obras de arte, solo hace falta seguir el #prisma o la cuenta de Prisma en Instagram.



No hay mucho más que decir sobre esta aplicación, creo que esta disponible para todo tipo de sistemas de móvil (Android, IOs, ...) y es gratuita. Mi consejo es, como en cualquier otra aplicación, que os la descarguéis y empecéis a jugar. Además si queréis participar conmigo os animo a que colguéis vuestras obras de arte en Instagram con el #PrismaIDT y entre todos creemos un galeria muy original.



En este artículo que escribí hará un año, o más, también tenéis otra aplicación muy interesante para poder jugar con vuestras fotos de Intagram y podéis coger ideas de #PhotoMirrorIDT. Cuando tenga unas cuantas voy hacer un vídeo para el canal de YouTube así que no dudéis en recomendarme vuestras favoritas. 

Adriana
Mouse5379

domingo, 2 de julio de 2017

Pros y contras de dormir en el #SAFEHOUSEHOSTEL de Cardiff

Ya que la semana pasada hablábamos de como reservar una habitación de hotel hoy seguimos con el alojamiento y os voy a explicar lo bueno y lo malo de dormir en un hostel. Además en el canal os dejo el #hosteltour del Safehouse Hostel de Cardiff en el canal de YouTube. Este artículo entra en la colección de artículos y videos que hice en Cardiff.

Detalle de la recepción del hostel


Empecemos por lo que menos me gustó de dormir en un hostel así terminaremos con un buen sabor de boca. 

Contras:


Los horarios:


Soy una chica mediterránea, el domingo que os grababa des del Viva Latino Restaurant, eran como las diez de la noche. Así que llegaba cada día sobre media noche mínimo. Tenían que abrirme la puerta todas las noches. Y cuando entraba en la habitación no quería molestar, ni ruido ni luces. Pero eso sí, los que se levantaban a primera hora de la mañana me despertaban. Así que descansé poco. 

Compartir la habitación:


Junto a eso era el hecho de que por la mañana, antes de irme con Anna por Cardiff, tenía que dejarlo todo preparado para que cuando llegase por la noche hiciera el mínimo ruido y solo encendiera mi luz para no molestar a nadie. También es verdad que podía dejar la cámara cargando, me iba a lavar los dientes y la cámara seguía allí, nadie te toca nada. 

El baño a parte:


Si quería irme a duchar tenía que coger el neceser, la toalla y la ropa para cambiarme y bajar al piso de abajo. Molestarme no me molestaba pero si me daba pereza. En un hotel me hubiera duchado y luego hubiera vuelto a la cama a cambiarme. 

Tienes que traer más cosas:


En la maleta puse la toalla y un poco de jabón. También las chanclas que las usaba tanto para ducharme como para pasearme por el hostel. Además de un antifaz para que no me molestase la luz. Como no tenía tapones para las orejas pasé de comprar y allí fue mi error.

Una de las chimeneas de la habitación


Este es un video de "Alan x el mundo", ya os lo presenté en este artículo, que explica los mejores consejos para dormir en un hostel. Ahora pasemos a lo que más me gustó de dormir allí a parte de la decoración, que era una pasada.


Pros:

Conocer gente:


Lo que más me gustó fue el ambiente que había, todo el mundo hablaba con todo el mundo. Hubo una noche que tuve una vecina en la litera de arriba que llevaba una mochila Osprey, me encantan, y me contó mucho sobre ellas. Fue genial.

Desayuno incluido:


Tenía el desayuno incluido: podía escoger entre té, café o zumos (o todo a la vez), también había cereales, tostadas con pan blanco e integral, mermeladas, mantequilla de cacahuete,… ¡era buenísimo!

Acceso a la cocina:


Había una familia que además se preparaba su English Breakfast con salchichas y bacón cada día porque también había acceso a la cocina. Realmente yo no la usaba porque comía fuera con Anna pero si no es una buena opción para no gastar tanto dinero en el viaje. 

Precio:


Aunque tenía el desayuno incluido el precio era muy barato. Unas £ 70 las tres noches con desayuno incluido. Además llegué temprano por la mañana y se quedaron con mi equipaje gratis. El día que quisimos coger las bicicletas nos costó £ 6 desde las cinco de la tarde hasta las nueve, pensad que en Cardiff la mayoría de alquileres de bicicletas cierra a las cinco.

Habitación del billar

Si me he dejado alguna cosa o queréis preguntarme más cosas sobre los hostels, no me considero ninguna experta, pero estaré encantada de responderos. Os espero en el canal de YouTube para enseñaros el Safehouse Hostel por dentro.


Adriana
Mouse5379